Puedes ver la cantidad de datos que ha sido transferida a través de la conexión de datos del teléfono móvil, por ejemplo, cuando utilizas el navegador de Internet o cuando envías y recibes correos electrónicos.